La baronesa Thyssen plantea rotar sus obras entre Madrid, Málaga y Barcelona

La presentación de la muestra “Sisley-Kandinsky-Hopper” del Espai Carmen Thyssen de Sant Feliu de Guíxols (Girona) ha servido a la baronesa Thyssen para dar la noticia de que plantea la posibilidad de que las colecciones cedidas al Museo Thyssen-Bornemisza de Madrid, el Thyssen Málaga y el futuro centro de la Explanada de los Museos de la montaña de Montjuïc de Barcelona tengan un “movimiento rotativo importante”. La colección cuenta ahora mismo con unas 1.300 obras.

El nuevo centro se llamará Carmen Thyssen Barcelona, se ubicaría en el Pabellón Reina Victoria Eugenia y albergaría cuadros del impresionismo, postimpresionismo, expresionismo y arte americano sin afectar a la obra que tiene depositada en el Museu Nacional d’Art de Catalunya (MNAC).  Las negociaciones para ocupar este pabellón están en marcha.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies